miércoles, 16 de diciembre de 2009

IU Abierta sale de la ejecutiva de Madrid tras el pacto con el PP en Velilla

Soledad Alcaide/El País
La moción de censura que ayer desbancó a los socialistas del Ayuntamiento de Velilla de San Antonio (11.200 habitantes) -tras la que el PP suma ya 122 alcaldes populares- provocó una ruptura en la dirección de IU. Los cinco miembros de IU Abierta (la minoría que encabeza Inés Sabanés) que aún quedaban en la ejecutiva regional decidieron anoche abandonarla por la "deslealtad" con la que se sienten tratados.
Mientras nosotros defendíamos una mayoría de izquierdas en Velilla, alguien de la dirección de IU estaba pactando con el PP y ahí tenemos el resultado: un alcalde del PP en un municipio con mayoría de izquierdas", justificó el diputado Fausto Fernández, que notificó su decisión en un comunicado enviado al coordinador, Gregorio Gordo. Junto a él, salen de sus cargos en la dirección de IU: María Espinosa (responsable de Áreas Transversales), la diputada regional Reyes Montiel (Movilidad), Juan Martínez (Empleo) e Inés Sabanés, que figura, con voz, pero sin voto, por ser portavoz de la Asamblea. Hace 10 días dejó la portavocía de la Presidencia Tania Sánchez, por discrepancia con la dirección.
La decisión de IU Abierta se tomó tras la reunión de la ejecutiva de la coalición. En ella, el sector mayoritario de IU -que encabezan el coordinador Gregorio Gordo y el portavoz del Ayuntamiento de Madrid, Ángel Pérez- negó que se haya negociado con el PP para que prosperara la moción. "Hasta el último minuto hemos hecho lo posible para que no saliera", afirmó Gordo a EL PAÍS.
Sin embargo, según las fuentes consultadas en el PP e IU, sí se produjeron "conversaciones" durante unos cinco meses entre el responsable del área territorial del PP, Borja Sarasola, y sus colaboradores, y el coordinador de Presidencia de IU, el diputado regional Antero Ruiz, sobre la salida de los socialistas del Ayuntamiento de Velilla. En ellas, Ruiz habría llegado a decir que la coalición no expulsaría a los concejales salvo que entraran al nuevo gobierno municipal.
Sólo la dirección regional de IU niega esta versión. Los populares la ratificaron ayer. "Hemos mantenido innumerables conversaciones con la dirección de IU", afirmó el secretario de los populares, Francisco Granados. "No fueron instigadores de la moción, pero nunca se han mostrado contrarios". Sarasola, también confirmó, a través de una portavoz, los encuentros y dijo que "IU nunca ha dicho que se opusiera".
Pero Ruiz lo negó. "Hemos tenido algún comentario, no conversaciones", dijo de sus contactos con Sarasola, que asegura que fueron antes del verano. "Siempre les he dicho que no apoyaríamos la moción". Y retó a los populares a presentar un documento que le desmintiera.IU se ha negado en las últimas semanas a expulsar a los dos ediles de Velilla. Sólo tras la moción de censura de ayer, y cuando el coordinador federal de IU, Cayo Lara, desautorizó la actuación de los dos concejales, la dirección regional comenzó a recular. Quedaba en entredicho la pinza acordada con el PP. Hasta el secretario general del PSM, Tomás Gómez, lo tachó de "pacto antinatura".
Por eso, la dirección regional anunció por la mañana que expulsará a los dos concejales. Pero se negó a hacerlo antes, pese a que así lo solicitó Fausto Fernández, hasta ahora responsable del área institucional, en una carta enviada a Gregorio Gordo el 4 de diciembre, al día siguiente de que se registrara la moción en el Consistorio.
"Sólo una actuación rápida decidida por parte de IU-CM puede frenar el éxito de la moción en Velilla", afirmó en la misiva. "Consistiría en proceder en separarlos de la organización con carácter previo. (...) En ese caso se tramitaría como un caso de transfuguismo con la consiguiente aplicación del Pacto Antitransfuguismo". Fernández pedía la convocatoria urgente de la Presidencia, el órgano que debe decidir la expulsión. Nunca se hizo: los concejales siguieron en IU. Y seguirán, porque hasta el día 22 no habrá expediente con petición de expulsión.
Antero Ruiz, coordinador de Presidencia, lo justificó en que hasta el último momento se pretendía paralizar la moción. "En Morata de Tajuña conseguimos en el último minuto que no se apoyara", argumentó. "No hemos querido amenazarles, con la esperanza de convencerles". De ahí la salida de IU Abierta, que dijo ayer a Gordo: "En vez de hacer autocrítica y rectificar, hemos iniciado un camino hacia el ridículo más lamentable".

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Qué bien les va a salir la jugada al PP.. Y al PSOE que se van a ir de rositas con sus corruptelas y sin una gotita de fango en el traje.
Salud y ale.... al cuello que ya quedamos menos.

Anónimo dijo...

seguid con vuestra politica pactista con el PSOE.... con los corruptos de Velilla... claro que no hay que entrar en el gobierno municipal del PP,... pero dejar que gobiernen los corruptos de Velilla tampoco...

ahora, esto huele a Nueva Izquierda.

J. G Centeno dijo...

Si alguien sugiere, sin pruebas, un pacto PP-IU. Yo también puedo sugerir, y también sin pruebas, que los compañeros de IUAbierta tenían pensado irse ocurriera lo que ocurriera. Se trata de una estrategia bien medida que solo busca o protagonismo, el que no le dió la VIII Asamblea regional de IUCM y que ya le había quitado la IX Asamblea federal de IU, o hacer daño a IU, y esto último, francamente, me resisto a creerlo.

Anónimo dijo...

Algunos de IU Abierta igual que dimiten de sus cargos en la ejecutiva, presidencia, etc........., que dimitan, si que dimitan pero que dimitan de sus actas de diputados y diputadas autonómicos, venga a que no hay huevos.

Están haciendo cosas que ni Nueva Izquiera se atrevió a hacer.

Silose

lenguadebrujo dijo...

Esto me huele a otro tipo de operación, lo vengo rumiando hace tiempo.
Centeno tiene razón, tenemos derecho a pensar otro tipo de operaciones.

Anónimo dijo...

Y lo dice uno que lleva enlazados en su blog a los de Iniciativa de Valencia.

¡Sinvergüenza!

gabriel dijo...

¿Por qué se usan dos varas de medir? en la anterior legislatura pasó algo similar, pero pelín más vergonzante, en San Vicente de la Barquera y el teniente de alcalde (IU) con el PSOE acabó de teniente de alcalde con el PP. La compañera, insigne dirigente de IU Abierta de Madrid, que llevaba la responsabilidad de Política Municipal de IU federal no dijo esta boca es mia.
Tampoco es muy coherente que IU Abierta defienda a la gente que en Bollulos par del Condado hizo una moción con el PP y fue expulsada de IULV-CA o a los que en Chiclana pactaron con el PP. ¿Cómo es eso? ¿En Andalucía la dirección es "mala" por expulsarlos y en Madrid por no hacerlo? en fin, así nos va compañeros y compañeras

Ale dijo...

Pues la verdad es que no estoy muy de acuerdo en la manera en la que algunos comentan las cosas pero, paradójicamente, coincido con algunas de las sospechas que apuntan los anónimos visitantes y ese amigo que utiliza la foto de un tipo con cara de pederasta (en la foto original se ve a Beria manoseando a Svetlana, la hija de Stalin).
Traigo malas noticias: lamentablemente otra IU ya no es posible. El proyecto original no está herido, ha muerto y hay que empezar a dar vida a nuevas, ideas, nuevas culturas, nuevas formas de hacer política.
Y esas ideas pueden confluir desde varias direcciones: unas desde dentro dentro de IU y, sobre todo, con otros y otras desde fuera. A los oficinistas y pot y neostalinistas (practicamente ya lo único que va quedando en la organización) les chifla decir que nos vamos al PSOE. Y le digo que a mí no me importa donde quieren ir otros. Yo, desde luego, no me voy al PSOE, tengo cosas más importantes y gratificantes que hacer en la vida. Estoy empeñado en la necesidad de una nueva alternativa de izquierdas, plural y, sobre todo, alegre y que no huela a despacho de ministerio. No tengo nada que perder y no he ocupado ningun cargo en IU en mi vida ni se me ocurre en el futuro.
En Imagina, pues, seguiremos publicando lo que nos de la gana, sobre IU o sobre lo que se nos ocurra. IU no es ya ningun referente político prácticamente en ningún sector social ni ámbito geográfico. Y su esqueleto, el actual PCE, -con mucha gente de buena voluntad en su seno-, no puede pretender, ser faro que ilumine a nadie ni vanguardia de nada.